Atención terapéutica individual y familiar.

El equipo de Apanana cuenta con profesionales cualificados para la atención psicoterapéutica individual en los casos que así lo requieran. En ocasiones la problemática que nos encontramos precisa una atención terapéutica individual que excede los límites terapéuticos que ofrecen los talleres o el servicio de orientación. Es el caso de niños, adolescentes o jóvenes que presentan dificultades que interfieren significativamente en su vida cotidiana, tal como ocurre en procesos de ansiedad, fobias, estrés, depresión, dificultades escolares y otros problemas de comportamiento.

La historia que hay detrás de cada niño o joven adoptado requiere en numerosas ocasiones una atención individual. En ocasiones ha habido malos tratos, abusos, graves negligencias o la mera incógnita e incertidumbre acerca de sus orígenes. En otras ocasiones hay una negación de la historia de origen por parte del joven, convirtiéndose el abandono y la adopción en un tema tabú difícil de abordar. En cualquier caso, una historia no resuelta desemboca la mayoría de las veces en alteraciones emocionales y comportamentales muy diversas que pueden aparecer en cualquier momento de su historia.

Desde Apanana y los profesionales que lo formamos siempre hemos creído en el trabajo en equipo, donde no solo están los profesionales y los jóvenes que reciben la atención, sino también y fundamental un tercer elemento que es la familia, siempre que sea posible contar con ella. Se ha demostrado que la intervención con la familia potencia los beneficios de la terapia, hecho que corroboramos  con nuestra propia experiencia.  Y el papel de la familia no solo complementa las intervenciones, incluso en ocasiones solo es posible trabajar con ésta cuando el joven no acepta la ayuda, por lo que la familia pasa a ser protagonista del cambio.